Agencias de viajes atraviesan situación crítica por la pandemia

La presidenta de la Asociación de Agencias Promotoras de Turismo (AAPROTUY) Addy Sánchez Rivera destacó que este sector se encuentra en un punto crítico, y con posibilidades de que algunos establecimientos puedan cerrar de manera definitiva, pues a más de un año de la pandemia, la recuperación ha sido lenta.

Comentó que la crisis económica causada por la contingencia sanitaria, continúa afectando a los prestadores de servicios turísticos, por lo que muchos tuvieron que “reinventarse” para buscar ingresos, como es el disminuir sus tarifas en un 20 y 30%.

La presidenta de esta agrupación señaló que si bien, hasta el momento no ha cerrado algún establecimiento de los que forman parte de esta agrupación, la gran mayoría tuvo que disminuir su planta laboral en un 70%, por lo que, si tenían 10 empleados, tuvieron que prescindir de 7, para poder mantenerse operando.

“Las 36 agencias que formamos parte de esta asociación nos hemos mantenido con créditos, préstamos y financiamientos, que aún estamos viendo como los vamos a pagar” expuso.

Dijo que tan solo en semana santa registraron ventas de un 30%, una cifra ligeramente mayor a la que se tuvo el pasado, pero muy lejana a la que se registró en el 2019. “Tenemos la esperanza de que nos vaya mejor en verano, y poder subir las ventas hasta en un 40%” manifestó.

Sánchez Rivera afirmó que a pesar de que el turismo sigue llegando a Yucatán, principalmente el nacional, los visitantes ya no contratan sus servicios, sino que rentan autos y hacen recorridos por su cuenta, pues prefieren evitar tener contacto con otras personas, y exponerse a contagios de coronavirus.

“Con la nueva normalidad los turistas están cambiando su manera de viajar, ya no quieren contratar tours, ni viajar con desconocidos, lo que repercute en las ventas de los agremiados, que tienen que pagar sueldos, así como los gastos operativos que se generan en estos negocios” aseveró.

Recordó que uno de sus principales mercados es el turismo de Europa y los países de ese continente, sin embargo, algunos han regresado al confinamiento, o no han abierto sus fronteras. “Muchos extranjeros temen venir al país, debido a que el proceso de vacunación avanza lento, por lo que no se sienten seguros” detalló.

“A diferencia del turismo nacional, que tiene sus épocas de vacaciones marcadas, el turismo europeo venia durante todo el año y representaba el 30% de nuestros clientes” dijo.

Indicó que, ante esta problemática, han estado haciendo alianzas con las autoridades y diferentes sectores turísticos, para buscar alternativas que les permitan atraer a más visitantes, como es el promover el turismo nacional y local, este último a través de la campaña “365 días en Yucatán”, la cual no ha tenido el resultado que esperaban.

Por último, resaltó que el panorama es muy poco alentador, sin embargo, esperan que, en las vacaciones de verano, puedan recuperarse.

Texto: Georgina Bacelis

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *