Aprueban ley anti bolsas y popotes de plástico

El Pleno del Congreso del Estado aprobará este miércoles las modificaciones a la Ley de Gestión Integral de Residuos en Yucatán, que establece la eliminación gradual de popotes y bolsas de plástico en comercios y restaurantes.

Se trata de una iniciativa que presentó el gobernador Mauricio Vila Dosal y que responde a una tendencia nacional de poco a poco dejar de usar las bolsas y recipientes de un solo uso, como son las bolsas del súper y las que se usan en el traslado de comida rápida.

La medida va en contra de la industria del plástico y del unicel en la entidad, en ese sentido el presidente de la Comisión de Medio Ambiente, Harry Rodríguez Botello Fierro, aseguró que ya se hicieron las gestiones ante los industriales.

Sin embargo, en entrevista con Punto Medio, Alejandra Pacheco Montero, presidenta de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), dijo que están en la incertidumbre, pues no saben todavía qué acciones tomar para sustituir el unicel que utiliza el 100% de sus afiliados.

-Estamos contentos con la idea de limitar el uso de popotes y bolsas de plásticos, de hecho esa fue la iniciativa original, pero el Congreso del Estado le agregó lo del unicel y allí sí que nos pusieron en un gran problema -comentó la dirigente.

Señaló que con la prohibición de los recipientes de unicel para el traslado de comidas y bebidas se pone en grave riesgo la ganancia de los restauranteros, porque se eleva el costo entre 30 y 40% en mayoreo y si se compran en pequeñas cantidades pueden llegar al 1000% más caro.

-Si a eso le sumamos que no hay mucho de dónde escoger en el mercado como producto sustituto, creo que aunque usemos recipientes de cualquier material al final también se irá a la basura, por lo que considero que lo mejor es trabajar en la educación ambiental -afirmó.

En ese sentido, lo que más les preocupa es conseguir sustitutos y al mismo tiempo no ser multados, porque las ganancias se van a ir en pagar las multas y recargos.

Pese a todo ello, aseguró, en Canirac están a favor de todo lo que sea a favor del cuidado del medio ambiente y la ecología, pero están en un dilema pues son altos consumidores de desechables.

De hecho, dijo, en la mayoría de los restaurantes ya no se ofrecen popotes cuando se sirven bebidas, por tratarse de un tema ya bastante socializado.

-Con algunos plásticos y el unicel sí nos vemos afectados, nos preocupa, porque en el mercado no hay un producto sustituto, pues hay algunos que no están a precios competitivos por lo que como sector es un tema que nos pone los nervios de punta, sobre todo por el tema de las sanciones -destacó.

De hecho, contó Pacheco Montero, muchos socios restauranteros ya migraron a papel o cartón o productos biodegradables, pero todavía hay empresas grandes que compran al mes hasta 100 mil pesos en desechables.

Al final, dijo, cualquier producto que se use para vender la comida termina siendo basura y los periodos de degradación son los que varían, entre tres y cinco años.

-Vamos a ir trabajando, juntos, para ir encontrando las mejores soluciones en conjunto con la iniciativa privada y la parte gubernamental, primero en educación y campañas de consumo responsable -concluyó.

MILLONES DE PIEZAS DE UNICEL FUERA DE CIRCULACIÓN

Por su parte, el diputado Harry Rodríguez Botello Fierro aseguró que más de 200 millones de piezas de unicel de “acarreo” dejarán de ser utilizadas en el estado en caso de ser aprobada esta ley por los legisladores de la LXII Legislatura.

En este tenor comentó que los productos desechables que de manera cotidiana se utilizan generan entre el 60 y el 80 por ciento de la contaminación que existen en los mares y océanos.

-Los deshechos de un solo uso son altamente contaminantes y dañan el 8 por ciento de la superficie total del estado -afirmó.

También aseguró que la medida ha sido ampliamente condensada con los organismos empresariales, quienes ya exploran la fabricación de otro tipo de materiales que puedan ser reciclados para ser utilizados en negocios como restaurantes y bares.

Por último consideró que existe una alta conciencia por parte las cámaras empresariales del beneficio que traerá esta ley y el impacto en el medio ambiente, además de que existen opciones para sustituir materiales como el plástico y el unicel que son muy contaminantes.

Texto: Esteban Cruz Obando
Fotos: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *