Arabia Saudita muestra el estado de sus refinerías

Las autoridades de Arabia saudita invitaron el día de ayer a medios de  comunicación internacionales para que comprobaran por sí mismos los destrozos causados el pasado sábado por drones en un ataque contra una de las instalaciones petroleras de Saudi Aramco ubicada en Khurais, al este del país árabe, según se aprecia en una serie de imágenes publicadas por Reuters.

En las instantáneas se ve cómo los operarios inspeccionan las instalaciones afectadas, que aparecen parcialmente calcinadas. También se aprecia cómo se retiran las tuberías y otras piezas afectadas por el incendio posterior al ataque con la ayuda de grúas.

El 14 de septiembre de 2019, un grupo de drones lanzó un ataque contra dos refinerías de petróleo de la compañía Saudi Aramco ubicadas cerca de Abqaiq y Khurais. A consecuencia de esta acción, reivindicada por las fuerzas rebeldes hutíes de Yemen, la producción de crudo saudita se desplomó casi a la mitad, quedando reducida a 5 millones de barriles al día.

Washington acusó a Teherán de estar detrás de estos ataques con aviones no tripulados, aunque Irán lo niega y tacha las acusaciones de “mentiras absolutas”.

El crudo Brent registró su mayor alza porcentual desde 1991, después de que su valor subiera un 19,5 %, hasta alcanzar los 71,95 dólares, frente a los 62,04 dólares del West Texas Intermediate (WTI). Varios expertos estiman que el precio del crudo podría alcanzar los 100 dólares por barril si Riad no es capaz de reanudar rápidamente el suministro.

Posteriormente, el Departamento de Defensa de EE.UU. declaró que, “de alguna forma”, Irán es “responsable” de dicha acción, como ya expresaron el presidente Donald Trump y el secretario de Estado, Mike Pompeo. Asimismo, aseguró que Washington está “examinando seriamente” el funcionamiento de los sistemas de defensa aérea de Arabia Saudita. Según varios funcionarios estadounidenses, los sistemas no lograron reaccionar porque en el momento del ataque estaban dirigidos hacia el sur, ante una hipotética amenaza desde territorio yemení.

El portavoz del Ministerio de Defensa saudí, Turki al Malki, también portavoz de la coalición militar liderada por Arabia Saudita, aseguró el miércoles que los ataques del pasado sábado contra las instalaciones petrolíferas de la compañía estatal Aramco fueron efectuados con 18 drones y 7 misiles de crucero iraníes.

Al Malki reiteró en una rueda de prensa en Riad que el ataque contra las plantas de Abqaiq y Khurais se produjo desde el norte y no desde el sur, a pesar de haber sido reivindicados por los rebeldes yemeníes hutíes.

Texto y fotos: Agencias

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *