Bolsas de plástico y las consecuencias de su uso

Uno de las razones para evitar utilizarlas es que una bolsa necesita entre 500 a mil años para desintegrarse

En los últimos años se han aprobado leyes para poner alto a las bolsas de un sólo uso y así proteger a la tierra, incluido el estado de Yucatán.

De hecho, en este mes de diciembre entrarán en vigor algunas nuevas medidas a favor del medio ambiente, de acuerdo al diputado Harry Rodríguez Botello Fierro, presidente de la Comisión de Medio Ambiente en el Poder Legislativo.

Las fechas de gradualidad de inicio de prohibición para Bolsas de Plástico y Popotes, son las siguientes:

1.- Establecimientos comerciales en las inmediaciones de cenotes, áreas protegidas y reservas ecológicas, inició el 19 de diciembre 2019.

2.- Súper mercados y tiendas de autoservicio, inició el 19 de Junio 2020.

3.- Establecimientos de venta al mayoreo y menudeo de estos producto, iniciará el 19 de diciembre 2020.

Pero también se aplicó la gradualidad en inicio de la prohibición para Contenedores de Poliestireno. Es decir, los que se usan para llevar la comida:

1.- Establecimientos comerciales en las inmediaciones de cenotes, áreas protegidas y reservas ecológicas, inició el 19 de junio 2020.

2.- Supermercados, tiendas de autoservicio, restaurantes y establecimientos de venta al mayoreo y menudeo de estos productos, iniciará hasta el 19 de junio 2021.

Algunas de las razones para no usar esas bolsas y recipientes, de acuerdo con imsanchis.com son:

Se fabrican con petróleo: Para la fabricación de bolsas de plástico se necesitan miles de toneladas de petróleo, cuyas reservas los expertos calculan que duren alrededor de 50 años.

Difíciles de reciclar: La mayoría de la gente no lo sabe y sigue cometiendo el error de echar bolsas de plástico en el reciclado del plástico. Sin embargo, las bolsas de plástico, al estar fabricadas con polietileno (material blando y fibroso), suelen enredarse en las máquinas de reciclaje, generando importantes problemas en el proceso.

Abuso de polietileno: El punto anterior nos lleva a este. Y los datos aquí son verdaderamente alarmantes. Nada más y nada menos que 5 trillones de bolsas de plástico son consumidas al año en todo el mundo (como para dar la vuelta al globo terráqueo 7 veces). Otro dato terrible es que se fabrican 1 millón de bolsas por minuto y que, por otro lado, solo el 1% se recicla. Literalmente, hemos infestado el planeta de bolsas de plástico.

Son “eternas”: Pero lo peor es que esa infestación de la que hablábamos no solo nos va afectar a nosotros, sino que tendrán que lidiar con ella muchas de las generaciones venideras. Y es que se calcula que una bolsa de plástico necesita entre 500 a 1000 años para desintegrarse.

Texto y fotos: Esteban Cruz Obando

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *