Comienza la entrega de apoyos para pescadores

Brigadistas recorren parte del territorio estatal para beneficiar a hombres de mar y personas que trabajan en este sector.

Por indicaciones del gobernador Mauricio Vila Dosal, ayer se puso en marcha la entrega casa por casa del apoyo económico por 2 mil pesos mensuales en efectivo que recibirán durante abril y mayo un total de 12,218 hombres y mujeres que se dedican a la actividad pesquera para sustentar a sus familias durante la contingencia por el coronavirus.
Desde este jueves, más de 50 brigadas del Gobierno del Estado, cuyos integrantes van bien identificados y tomando las medidas de prevención correspondientes, comenzaron a recorrer parte del territorio estatal para entregar a pescadores de 55 municipios la ayuda correspondiente al mes de abril, la cual viene a aliviar a las familias que dependen de esta actividad. Las labores de entrega continuarán hasta el martes 21.
El Apoyo a Trabajadores del Sector Pesquero se encuentra incluido dentro del Plan Estatal para Impulsar la Economía, los Empleos y la Salud de los yucatecos y busca beneficiar a los pescadores y personas que trabajen en este sector, entre quienes se está repartiendo una bolsa de 50 millones de pesos.
Los apoyos se estarán distribuyendo en los municipios y comisarías de Celestún, Río Lagartos y San Felipe, Tizimín, Espita, Calotmul, Sucilá, Panabá, Hunucmá, Tetiz, Motul, Chicxulub Pueblo, Baca, Bokobá, Cansahcab, Telchac Puerto, Kinchil y Espita, Progreso, Chelem, Chuburná y Chicxulub, Buctzotz, Cacalchén, Dzemul, Dzidzantún, Dzilam de Bravo, Dzilam González, Dzoncauich, Temax, Telchac Pueblo, Yaxkukul, Yobaín, Ixil, Conkal, Ucú y Umán.
De igual manera, de Acanceh, Chankom, Cuzamá, Halachó, Hocabá, Homún, Izamal, Kanasín, Maxcanú, Mérida, Peto, Sacalum, Samahil, Seyé, Sotuta, Tecoh, Tepakán, Ticul, Timucuy, Tixkokob, Valladolid y Yaxcabá.
Entre los pescadores que recibieron el apoyo se encuentra Jorge Octavio Chan Chuc, pescador de Celestún, quien debido a la emergencia sanitaria ha visto disminuido su ingreso económico, lo que era su principal preocupación.
“Si de por sí las cosas ya están difíciles para nosotros en estos meses, con esta enfermedad todo ha bajado y nosotros tenemos que ver por nuestra familia”, indicó.

Texto y foto: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *