Con reforma al régimen de pensiones, bomba de tiempo desactivada

Experto señala que la propuesta es un paliativo a un grave problema que dejaría a 5 millones de mexicanos sin una pensión.

La iniciativa de reforma al régimen de pensiones constituye un paso para desactivar una bomba de tiempo que significaría tener en la calle a cinco millones de mexicanos protestando por sus pensiones en años electorales como son el 2021 y 2022, consideró el analista financiero Víctor Sandoval Chiquil.

Se trata, aseguró, de un paliativo a un grave problema, pues esta propuesta de reforma a la Ley del Consar y de las Afores, a casi 25 años del surgimiento de las segundas, pone fin a una bomba de tiempo.

“Nadie quiere ver, y menos el gobierno federal, a cinco millones de mexicanos en las calles protestando por sus Afores en el 2021 y 2022, que son años electorales”, dijo el también periodista, especializado en temas financieros.

Como se recordará, en el 2021 se realizarán las elecciones federales intermedias y en el 2022 la revocación de mandato del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Sandoval ha dedicado los últimos años a llamar la atención sobre las Afores, pues son instituciones financieras que, con la mano en la cintura, sino se alcanza los requisitos para una pensión se desatiende de tu caso.

Dijo que esta serie de cambios a la Ley de 1997 a la seguridad social y que entrará en proceso legislativo en los próximos días en la Cámara de Diputados y Senadores.

“De aprobarse los dos cambios principales en las propuestas: reducir las 1,250 semanas cotizadas para tener derecho a la pensión a los 60 años y aumentar el porcentaje de participación tripartita de los fondos de retiro, se desactiva una bomba de tiempo ante la inminente negativa de pensión a unos 5 millones de trabajadores en edad de retiro y condenados a vivir sin seguridad el resto de sus días”, dijo.

Sin embargo, dijo que no ve la madre de las reformas a la seguridad social en México, que inició en 1943 con la creación del IMSS, se modificó en 1973, se transformó y privatizó en 1997 (Afores) y hasta ahora en 2020 sería modificado de nuevo.

“Los cambios no son sustanciales porque el manejo de los recursos queda en manos de las Afores, que son entes privados apéndices de la banca internacional, cuyo objetivo principal son las ganancias a ultranza”, afirmó.

En ese sentido, el trabajador mexicano ha sido la gran mano de obra para la riqueza concentrada en el país, cuyo esfuerzo diario recibe al final una pensión baja ante el talón de Aquiles del sistema de retiro, que es no contar con un empleo bien pagado y constante al paso del tiempo.

“Es que sus administradores, las Afores, rinden más ganancias a los dueños del dinero, por lo que toda reforma a las pensiones en México deben ser pensando en términos de largo plazo y beneficio a las mayorías”, aseguró.

Ahora bien, ¿qué debemos hacer para acceder a una pensión digna?

De acuerdo a Sandoval, no mucho, pues son los patrones los que tienen la última palabra, ya que son ellos los que deben inscribir en el seguro a los trabajadores con los sueldos reales y no únicamente con el salario mínimo.

“El salario mínimo al día con el que estamos inscritos es la clave para cuando nos retiremos tengamos una pensión digna, ya que las aportaciones tripartitas se elevan, pues la cantidad acumulada para tener una buena pensión debe ser de un millón de pesos”, contó.

En ese sentido, dijo, con esta reforma se corre el riesgo de que el empleo formal baje y aumente el empleo informal, porque los patrones sabrán que tienen que pagar más por cada uno de ellos al elevarse su aportación de 5.15 a 13.87% en un lapso de ocho años.

De acuerdo a la Ley actual, las reglas para acceder a una pensión garantizada son 1,250 semanas cotizadas, tener 60 años y dejar el puesto laboral.

Con la reforma, las semanas cotizadas bajarán a 750 (15 años de trabajo), 60 años de vida, pero con la novedad que la aportación tripartita aumentará para beneficio del trabajador, gracias a la aportación de los patrones.

Texto: Esteban Cruz Obando

Foto: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *