Dale, dale “Tata”, no pierdas el Tino

Por Arturo Platas

Gerardo Martino trajo buenas sensaciones en su debut como entrenador del Tri después de la cómoda victoria ante Chile 3-1 en San Diego.

Con muchas cosas que pulir, pero también con bastantes que destacar, México mostró una faceta finalizadora. Claro, hubo lapsos de desconcentración al momento de defender, cosa a la que espero ver mejoría en el encuentro ante Paraguay, sin embargo, la producción del medio campo fue bastante decente teniendo en cuenta los últimos partidos de la selección.

De la delantera no tengo quejas con la excepción de la decisión de alinear a Pizarro como extremo en vez de apostar por Lainez desde el arranque. Si bien “Chucky” y Jiménez no manejaron una buena asociación en la primera parte, los últimos 45 minutos demostraron un juego de presión alta, marca registrada del “Tata”, que terminó con La Roja en menos de 2o minutos.

Como observaciones generales, me gustó bastante el movimiento que tuvo el joven Carlos Rodríguez en el centro del campo, el muchacho parecía juntar las cualidades ofensivas y defensivas de un total box to box, de esos que te pueden recuperar balones o rematar en el área creando oportunidades de gol.

La formación de 4-3-3 ayudó al flujo transicional de los laterales para subir y apoyar a los delanteros en el último tercio del campo y marcó el buen trabajo que Martino ha producido en tan poco tiempo, una propuesta para ser vertical y menos horizontal.

Hay muchas cosas que afinar, pero si esta es la base con la cual partimos, dudo seriamente que el “Tata” pierda el camino.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *