Editorial de Peninsular Punto Medio

Por fin el tema parece tener un final feliz y muy interesante para todas las partes, ya que el Gobierno del Estado, el Ayuntamiento de Mérida y el Gobierno Federal llegaron a un acuerdo para que las terrenos de “La Plancha” sea un gran parque en un 70%, y que el resto sean una moderna estación para el Tren Maya.

Al final parece que pudo imperar la cordura en todas las partes, ya que durante muchos años, incluso antes de que el Gobierno Federal pensará en “La Plancha” como una de las estaciones del Tren Maya, los vecinos de la zona pidieron que se recuperara esa zona abandonada y se hiciera un gran parque que pudiera servir como un sitio de esparcimiento, pero también de fortalecimiento del tejido social.

Por tal motivo, al ver que su idea era hecha a un lado por las autoridades federales, provocó un gran malestar de los habitantes de esa zona del centro de la ciudad. Pero ahora la situación cambia y nos parece que para bien, pues se tendrán las dos cosas en el mismo espacio y ahora no sólo será un lugar de convivencia, sino también de generación de empleos y de bonanza económica.

Hay que decir que todo lo que tendrá en Mérida en un futuro no hace más que emocionar a todos los que habitamos en la capital yucateca, y que debe ser aprovechado para convertirse en una de las ciudades más importantes del país en todos los sentidos, y no sólo en seguridad y en calor.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *