Editorial de Peninsular Punto Medio

La Coparmex hizo un enérgico llamado para que el Gobierno federal y a cualquier otro candidato que se le ocurra dejen de atacar al Instituto Nacional Electoral y el resto de los organismos autónomos. Es más, otorgaron su total respaldo a este órgano independiente.

Y es que todos sabemos lo que nos costó en realidad tener un pedazo de democracia a la cual pudiéramos creerle, luego de estar tan acostumbrados a que todos los poderes se alinearan con el gobernante en turno, como para que ahora lo echemos a perder. Eso es lo que parece decir este organismo empresarial.

Y es que en realidad parece que el INE ya entendió cuál es su función real en las elecciones. Las sanciones que ha impuesto y los posicionamientos que han realizado parecen ser una muestra de que ahora este organismo trabaja con una libertad que quizás nunca había sentido antes. Y lo curioso es que justo eso pedía Andrés Manuel López Obrador en los últimos años, y ahora que lo tiene, no le gusta.

Necesitamos a un INE que nos brinde certeza como ciudadanos y lo ha ido teniendo poco a poco a lo largo de los años. Ojalá y hayan quedado atrás los vergonzosos años en en los que las elecciones las decidía el Estado o el presidente en turno.

Por lo que la idea de que sea la Fiscalía la que absorba al Instituto Nacional Electoral y sus funciones, nos parece una pésima idea y una forma de querer controlar algo que no se debe: la voluntad de la ciudadanía.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *