El cierre de las marinas afectaría a 4 mil familias

Frente a las nuevas disposiciones estatales, estamos pagando por los que se portaron mal, los justos por los pecadores, lamenta el presidente de la Asociación de Marinas Turísticas de Yucatán.

Una de las nuevas medias que iniciaron el jueves fue el cierre de las marinas y de las embarcaciones de recreo, esto para combatir el alza de casos de COVID-19 en el estado. Aunque es acatada por los dueños de marinas, traerá afectaciones; “por el mal actuar de unos cuantos pagarán todos”.

Así lo explicó Mario Esquivel Ríos, presidente de la Asociación de Marinas Turísticas de Yucatán.

“Desafortunadamente creemos que justos pagan por pecadores. Realmente se nos abrió con ciertas condicionantes las cuales no se cumplieron, pues los usuarios de las embarcaciones náuticas, las cuales no controlan las marinas, fueron las que estaban frente a las casas ancladas, allá pudieron hacer cualquier relajo, metieron a más gente de las que autorizaron, tomaron trago, hicieron fiestas y eso propicia los casos del COVID. Es un problema de salud y estamos totalmente de acuerdo que se allá tomado la medida, pero de 1,000 embarcaciones por decirte algo, 900 cumplieron y solo 100 desobedecieron y pues estamos pagando por los que se portaron mal, los justos por los pecadores, esa es la verdad”, comentó.

En cuanto a los perjuicios, señaló que el cierre de las marinas afectará a la economía de 4000 familias, es decir, 2000 trabajadores fijos y 2000 eventuales.

“Nos va a afectar a todos desgraciadamente. Si las marinas no producen, la gente está estancada, es un problema generalizado y sí afecta. Habían dicho que hasta el 15 de agosto se podría reabrir, esperamos sea así y mejore la cuestión de salud, pero por ahora es grave el daño para las marinas”, mencionó.

Por último, dijo que se espera que cuando se pueda abrir de nuevo, las medidas y vigilancia a las embarcaciones y sus usuarios sean más estrictas y no se atribuya solo a las marinas. “Tienen que haber medidas más cautelosas, yo diría que reabran las marinas pero que el uso de las embarcaciones sea controlado de mejor manera”.

Texto y foto: David Correa

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *