Estos dí­as de octubre…

Estos días de octubre principiaron con calores propios de julio…y mañanas claras…y ahora tienen nubes oscuras y esos remolinos de aire que invitan al vuelo de las faldas redondas que se deshacen en mil y un vuelos diferentes. Caen las hojas…

Y cae la temporada española…poco a poco… Una más. Estos días de octubre tuvieron el anhelado regreso a los ruedos de mi mago Talavante, y su esencia y su cadencia, y ese toreo puro y natural y que únicamente nace en las muñecas del duende…

… llegò Morante, y le vi, esta vez le vi, porque esta vez sí, sí fue, sí amoranteò, sí fue Morante de la Puebla con sus musas, y las musas de Monforte, y Posada de Maravillas se doctorò cum laude, en su tierra, con arte, con quejío y con aroma… Torero!

Y recordábamos el nacimiento del Rey David un 3 de octubre, añorado, recordado, en cada mente y en cada corazòn, grande en lances, ética, estética, presencia, México en piel y mirada, verdad y misticismo, esa muleta que enamorò y enamorò y enamorò…

Y ese mismo 3 de octubre festejábamos a Juli por su cumpleaños, tan torero en cada gesto, tanta historia en las venas, cien capotes inventados en el suyo propio, todo torería y poder, todo verdad, todo Juli… Tan maestro, matador siempre, inmenso!

Y estos días de octubre saben a manzana, a calles con hojarasca y mochilas escolares, un camino de pestañas a pestañas que es pura pureza, son bonitos, y quedan tardes de toros para sentirlas y vivirlas y adorarlas. Estos días de octubre son divinos!

Dedicado a Boni Elías y su familia
Dedicado a Puebla de Sancho Pérez
Dedicado a los que cumplen años en octubre
Dedicado a cada torero mencionado
Dedicado a José Monforte
Estos días de octubre le mando todo mi cariño a Luisito, con un abrazo

Tags:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *