Estos drones plantarán millones de árboles

Los vehículos aéreos no tripulados  pueden llevar semillas a la tierra diez veces más rápido que los seres humanos y una firma canadiense quiere aprovechar esta tecnología para reforestar el planeta con intención de frenar el cambio climático.

En la primavera de 2020, mientras el mundo contenía la respiración ante la pandemia, un pequeño grupo de drones hacían su contribución para preservar la salud del planeta,  ayudando a devolver el verdor y la vida a unas tierras situadas al norte de Toronto (Canadá) que se habían quemado previamente en un incendio forestal.

Los drones hexacópteros (con seis hélices) de Flash Forest (bosques relámpago o FF) sobrevolaron los campos que habían ardido, disparando al suelo vainas de semillas (‘seed pods’) de pinos y abetos nativos, para ayudar a restaurar el hábitat natural de las aves y otros animales de la región.

Cada uno de estos ‘drones’ efectúa el mismo trabajo de diez personas plantando al estilo tradicional, es decir excavando el terreno con palas y sembrando en los huecos las semillas que llevan en bolsas,  dejando caer las vainas de semillas o disparándolas con un pequeño cañón neumático desde poca altura, para que queden mejor enterradas.

Estos drones pueden  plantar las semillas automáticamente siguiendo un recorrido programado sobre un área geográfica y  son la herramienta elegida por FF para reponer parte de los trece mil de millones de árboles que, según esta firma, pierde nuestro planeta anualmente, recuperando menos de la mitad.

Cuando tenga su tecnología a punto FF prevé alcanzar una capacidad máxima de plantar 100,000 vainas de semillas de árboles por día utilizando una flotilla de ‘drones’ controlada por un solo operador, según informan.

“Nuestro objetivo es plantar 1,000 millones de árboles para el año 2028”, destacan en su web (https://flashforest.ca).

“Cada año, nuestro planeta pierde 13,000 millones de árboles y recupera menos de la mitad. Nuestro objetivo consiste en curar los pulmones de nuestro planeta”, destacan.

CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO

Para FF plantar árboles es la forma más rápida y barata de capturar el dióxido de carbono (CO2) que libera la civilización a la atmósfera, aumentando el calentamiento del planeta  y provocando el cambio climático, ya que cada árbol absorbe unos 18 kilogramos de CO2 al año y su idea es conseguir revertir ese impacto medioambiental.

Señalan que con las técnicas tradicionales de plantación a mano y con pala,  una persona podría plantar un millar de árboles en un día, mientras que mediante esta tecnología automatizada con drones se puede plantar 10 veces más con una reducción del 20% en su costo. 

“Hay muchos intentos en el mundo para abordar solucionar la deforestación e impulsar la reforestación,  y deben protegerse  los bosques existentes mientras se plantan nuevos árboles, pero  eso no está funcionando bien,  cada año se siguen perdiendo millones de árboles”, señala Angelique Ahlstrom,  cofundadora y directora de estrategia de FF, a la revista Fast Company.

Ahlstrom considera que los “drones reforestadores” no pueden abordar por si solos el problema de la deforestación, pero pueden ayudar a restaurar algunos de los bosques que ya se han perdido.

Señala que aprovecharán las nuevas tecnologías para restaurar ecosistemas enteros y acelerar la tasa mundial de reforestación, replantando árboles  a ritmo rápido en áreas donde hubo cosechas o incendios forestales.

La compañía ha efectuado, desde el verano de 2019, varias pruebas  en distintas áreas forestales de Canadá mediante la plantación automatizada miles de vainas de semillas de distintas variedades de abetos, pinos, arces y abedules, llegando al récord de plantar 165 árboles en tres minutos con un solo dron, señala.

CÓMO FUNCIONA LA PLANTACIÓN AUTOMATIZADA

Cuando comienzan a trabajar en un sitio, FF envía drones de mapeo (cartografiado)  para inspeccionar el área e identificando los mejores lugares para plantar en función del suelo y las plantas existentes.

Después, una flotilla de drones deja caer con precisión sobre el terreno las vainas de semillas, envueltas en una mezcla que, según la compañía, posibilita que las semillas germinen semanas antes de lo habitual y almacenan humedad, permitiendo que las plántulas sobrevivan y maduren  incluso con meses de sequía.

En  terreno montañoso o en los bosques de manglares, los drones utilizan un dispositivo  neumático que dispara vainas de semillas enterrándolas más profundamente, lo que le permite plantar en áreas más difíciles al que los plantadores humanos no pueden acceder, según Ahlstrom.

Después la compañía envía sus drones periódicamente, al cabo de meses y años, para seguir el progreso de las plántulas y, en caso de no haya prosperado el número de árboles suficientes como para absorber el volumen  previsto de CO2, regresan a esa misa zona para plantar más árboles y alcanzar los objetivos.

En los estudios controlados de plantación se han registrado altas tasas de supervivencia de árboles plantados y FF espera poder reproducirlas en entornos del mundo real, según Ahlstrom.

La estrategia de FF consiste  en utilizar  entre cuatro y ocho especies nativas obtenidas de bancos de semillas locales, para priorizar la biodiversidad, y  plantar una gran cantidad de árboles, para dejar que algunas sobrevivan naturalmente, sin requerir el trabajo humano para mantener vivas las plántulas.

Esta tecnología permite seleccionar los mejores lugares de plantación y promediar una densidad de plantación de 2,000 árboles por hectárea.

Después de los actuales trabajos  cerca de Toronto y en la Columbia Británica, FF comenzará a plantar 300,000 árboles en Hawai a finales de 2020, y tiene previstos otros proyectos similares en Australia, Colombia y Malasia.

Los árboles deben crecer entre 10 y 20 años antes de almacenar carbono de manera eficiente, por lo que para que puedan tener un impacto en la reversión del cambio climático a mediados de este siglo, deben comenzar a plantarse en grandes cantidades y crecer lo más rápido posible ahora mismo, para lo cual es absolutamente necesaria utilizar la tecnología de drones, de acuerdo a FF.

Texto y foto: EFE

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *