Festival de la Veda resulta un éxito en promoción turística en la costa

PROGRESO. El Festival de la Veda ya se ha consolidado como una estrategia de promoción turística que continúa atrayendo visitantes locales, nacionales y extranjeros a los 15 puertos de la costa yucateca, donde pueden disfrutar de sus atractivos naturales y de una variada oferta de actividades recreativas que han logrado reactivar la dinámica económica en esas localidades.

A través de esta iniciativa del gobernador Mauricio Vila Dosal, los pescadores de Celestún, Chabihau, Chelem, Chicxulub Puerto, Chuburná Puerto, Dzilam de Bravo, El Cuyo, Las Coloradas, Progreso, Río Lagartos, San Crisanto, San Felipe, Santa Clara, Sisal y Telchac han obtenido una vía alterna para generar ingresos económicos para ellos y sus familias durante el tiempo que dura la veda del mero.

En los casi dos meses que ha estado vigente el festival, algunas comunidades porteñas registraron un aumento de hasta el 70% en sus ventas, a través de la gran afluencia de paseantes, especialmente aquellos que disfrutan del turismo ecológico y de naturaleza.

hicxulub Puerto es uno de los destinos en los que se ha reportado una derrama económica importante, ya que durante el Festival de la Vedad ha alcanzado un crecimiento en ventas de hasta el 50%, comparado con años anteriores. Esta cifra se da gracias al incremento en el número de turistas que llegan a disfrutar de sus playas y la gran oferta de restaurantes que ofrecen platillos populares, como pescado frito, ceviches y cocteles.

Junto a lo anterior, también existe una variedad de hoteles en el lugar, con lo cual también se beneficia a este sector local, que durante el Festival de la Veda ha registrado una ocupación que va del 40% al 60%.

Silvia May Hoch, artesana local, señaló que el Festival de la Veda ha permitido dar a conocer a más gente sus productos, principalmente ternos y blusas bordadas, así como figuras a base de cerámica, lo que se ha convertido para su familia en una fuente de ingresos alterna las actividades del mar.

“En esta temporada en la que mi esposo no puede salir a pescar, con estas actividades nos apoyamos y nos sirve para tener ingresos”, mencionó.

Por su parte, Patricia León Figueroa, también artesana, comentó que su esposo también ha resultado beneficiado con la llegada de más paseantes, ya que mientras no puede salir a pescar con motivo de la veda, realiza recorridos de paseo al ojo de agua “Petén”.

“Es un lugar muy bello, sobre todo para aquellos que son amantes del ecoturismo. Les aseguramos que les va a encantar”, señaló.

Desde Mérida, Suemy Borreguín, opinó que es bueno que el Gobierno estatal genere estrategias como el Festival de la Veda, ya que además de que impulsan la economía de las comunidades costeras, también se dan a conocer los atractivos que se tienen en Yucatán y muy pocos conocen. El Festival de la Veda concluirá el 31 de marzo, cuando termina la veda de la especie que los pescadores de Yucatán se encargan de proteger, tiempo en el que obtienen ingresos económicos a través del turismo.

Texto y foto: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *