Homenaje a Henin

Por Santiago Pell

Margaret Court, Serena Williams, Steffi Graf, Helen Wills Moody; Chris Evert, Martina Navratilova, Billie Jean King, Maureen Conolly y Monica Seles. Todos estos nombres resultan al recabar brevemente a las tenistas más grandes de la historia, cada una ordenada por mayores campeonatos de Grand Slam.

Sin embargo, yo agregaría una más a la lista: Justine Henin. Belga especialista en superficie de arcilla, ya retirada de las canchas, que se adjuntó siete títulos de majors. Cuatro Roland Garros (2003, 2005, 2006 y 2007), un Abierto de Australia en 2004 y dos US Open (2003 y 2007).

Henin, además de quedarse en la cima como número uno del mundo durante 117 semanas, ha sido de las mejores competidoras en tierra batida, pues es una de las tres mujeres que en la Era Abierta se quedó con el major parisino en cuatro o más ocasiones junto a Evert y Graf; asimismo, se quedó con el título por tres años seguidos junto a Seles.

Al verla le encontré mucho parecido con el tenista que para muchos es el mejor de todos los tiempos; sí, Roger. Era rápida en la cancha, con movimientos delicados pero certeros al momento de golpear. Su revés a una mano llegaba a cualquier esquina de la cancha, sus drives siempre potentes buscando profundidad y sus boleas encontraban la perfección.

Henin se retiró del tenis por una lesión grave de brazo en el 2008, es decir, a sus 26 años. Muy joven, ¿no creen? Le quedaba mucho más por dar; de haber continuado jugando creo su nombre hubiese estado en el palmarés de las máximas campeonas y es por eso que hoy decidí brindarle un breve homenaje.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *