IMSS usará plasma de pacientes recuperados

El plasma de donadores convalecientes por COVID-19 podría utilizarse para combatir el virus en nuevos contagiados

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) informó que se convirtió en la primera institución certificada del país para hacer uso de “plasma convaleciente” como una alternativa de tratamiento a pacientes con COVID-19 que están en condición grave.

El protocolo “Eficacia y seguridad de plasma de donadores convalecientes por COVID-19 en pacientes con síndrome de infección respiratoria aguda grave” fue autorizado por la Comisión Federal para la Protección de Riesgos Sanitarios (Cofepris) el pasado 22 de abril.

Jaime David Macedo Reynada, especialista del Banco de Sangre del Centro Médico Nacional La Raza, explicó que este protocolo pretende recolectar plasma de pacientes que se han recuperado del coronavirus y, por la importante carga de anticuerpos, podría utilizarse para combatir el virus en nuevos contagiados.

En la conferencia de informe diario sobre coronavirus del pasado 9 de abril, Jorge Trejo, director general del Centro Nacional de Transfusión Sanguínea, explicó que el plasma convaleciente se recolecta de pacientes que se han recuperado de una infección.

“Y los anticuerpos presentes en el plasma convaleciente son proteínas que puedan ayudar a combatir la infección (pero) el uso de plasma convaleciente contra COVID-19, aunque prometedor, aún no ha demostrado ser efectivo en esa enfermedad”, dijo.

Macedo Reynada informó que, hasta el sábado, el IMSS ha aplicado el tratamiento de plasma convaleciente a siete pacientes con esta enfermedad y actualmente se evalúa la repercusión del tratamiento en cada uno de ellos.

“En esta primera fase del protocolo se ha considerado a cuatro de los 12 Bancos Centrales de Sangre que tiene el IMSS en el país: Monterrey, Guadalajara, y los Centros Médicos Nacionales de La Raza y Siglo XXI”, especificó el médico.

Por su parte, Oscar Zamudio Chávez, jefe del laboratorio del Banco Central de Sangre del Hospital La Raza, indicó que durante el proceso de recolección del plasma “está garantizada la seguridad de los pacientes recuperados de COVID-19 y también para quienes lo recibirán”.

Uno de los primeros donadores de plasma convaleciente fue Emmanuel Avendaño, trabajador del área de Hematología del Hospital General de Zona 1 en La Paz, Baja California Sur, quien se recuperó de este coronavirus.

Si alguna persona recuperada de coronavirus quisiera acercarse al IMSS para formar parte del banco de plasma que se organiza en la prueba de este tratamiento, debe acercarse a los siguientes centros hospitalarios:

*Banco Central de Sangre CMN La Raza, en la Ciudad de México.
*Banco Central de Sangre CMN Siglo XXI, también en la Ciudad de México.
*Banco Central De Sangre CMN Occidente, en Guadalajara, Jalisco.
*Banco de Sangre de la UMAE Hospital de Cardiología 34, en Monterrey, Nuevo León.

Texto y foto: Agencia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *