Inconclusa, la digitalización del Catastro

Durante la administración pasada, encabezada por José Cortés Góngora, se anunció un proyecto de digitalización catastral, el cual buscaría entre otras cosas crear un banco de datos y cartográficos sobre todo el puerto de Progreso para agilizar los trámites catastrales.

Este proyecto, a pesar de haber sido uno de los más ambiciosos de la pasada administración, se quedó con un 60% de avance, según comentó el director de Tesorería y Finanzas del actual ayuntamiento, Emilio Góngora Ortegón.

El proyecto de “Modernización catastral” se estuvo realizando en coordinación con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía y el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras), a través de los cuales el ayuntamiento de Progreso estuvo elaborando estudios requeridos para la ejecución de las acciones del proyecto de modernización.

Contó con una inversión inicial de 13 millones 600 mil pesos, de lo cual se había pactado que el 40% sería reembolsado por el Banco Banobras, llevando a cabo la implementación de las acciones que forman parte de la modernización catastral, que generaría beneficios tales como el incremento en la recaudación anual y la mejora en la prestación de los servicios catastrales, así como el ahorro en costos de tiempo y traslado para los usuarios del catastro, expresó el ex edil José Cortés Góngora. El objetivo del proyecto era básicamente tener un catastro multifinalitario para fungir como fuente para la planeación y toma de decisiones municipales.

A pesar de lo ambicioso del proyecto, este se quedó a un 60% de avance y el 40% es lo más complicado, afirmó Góngora Ortegón, quien no señaló qué partes del proyecto quedaron pendientes. Además, comentó que existen irregularidades en el proyecto identificadas en la entrega recepción, tales como facturas canceladas por parte del ayuntamiento anterior que ascienden a un millón 500 mil pesos.

Otra problemática es que el Banco Banobras aunque no indica adeudos con la actual administración, sí dejó el proyecto inconcluso aun cuando la inversión señalaba la devolución de un 40% de éste al ayuntamiento, pero al no terminarse, prácticamente no se regresó ninguna inversión.

Texto y foto: David Correa

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *