Inician labores de evaluación de daños

Tienden puente aéreo en 22 comunidades que permanecían incomunicadas en el sur del estado; prepararán 5,400 raciones de comida.

Para atender las necesidades de los habitantes de 22 localidades ubicadas en el sur del estado, que hasta ayer permanecían incomunicadas por las inundaciones provocadas por el paso de Cristóbal, el gobernador Mauricio Vila Dosal encabezó un operativo especial para establecer con dos helicópteros un puente aéreo por medio del cual llevó alimentos a los afectados, y hasta sirvieron para trasladar a una joven embarazada a recibir atención médica hasta el hospital general de Tekax.

Acompañado del comandante Luis Luis Felipe Saidén, y del secretario de Desarrollo Social, Roger Torres Peniche, el Gobernador presenció el momento en el que se abordaron a uno de los helicópteros unos 350 kilos de despensa que se entregaron en las comunidades afectadas.

En el campo deportivo que se utilizó como base de operaciones en Tekax, estuvo el alcalde Diego Ávila, quien inclusive ayudó a reabastecer los helicópteros con despensas.

En total fueron 150 los paquetes de despensa los que se repartieron en seis de las comunidades afectadas, pero aún falta atender a otras 20 comunidades, en las que se calcula que hay unas 10 mil personas que requieren de agua potable, leche en polvo y pañales, además de víveres. Ante esta situación, los vuelos continuarán hasta el miércoles.

Elementos de la Guardia Nacional, de la Sedena, trabajan para tratar de liberar las carreteras o en su caso poder entrar con vehículos anfibios, y hasta se llevaron lanchas y balsas para poder llegar con ayuda.

Importante es señalar que como parte del Plan DN III E, el comandante de la 32 Zona Militar, Andres Fernando Aguirre O Sunza, informó que se instalará una cocina comunitaria en la cabecera del municipio de Tekax, donde prepararán 5,400 raciones de comida caliente. Esto como parte de un recorrido que realizó en compañía del gobernador por la comisaría de Yotholín, donde estuvo también el alcalde de Ticul, Rafael Montalvo Mata.

De manera simultánea, titulares de diversas dependencias estatales, visitaron zonas afectadas para realizar la evaluación de daños en diversas localidades tras el paso de este fenómeno que superó en cuanto a horas de precipitaciones al mismísimo Huracán Isidoro de 2002.

En cuanto a elementos de la Guardia Nacional que estaban destacados en Progreso, fueron trasladados a Tekax y Oxkutzcab, mientras que los que estaban en Valladolid fueron enviados a Uayma, para apoyar a la ciudadanía.

A las cuatro de la tarde de ayer, Cristóbal estaba alejándose de las costas yucatecas con rumbo a Estados Unidos. Protección Civil mantenía la alerta azul de alejamiento y el pronóstico para este fin de semana de lluvias ligeras y vientos moderados.

Se ubicaba a 465 kilómetros al norte de Mérida y se movía a 19 kilómetros por hora.

El equipo de Peninsular Punto Medio recorrió varios fraccionamientos pertenecientes al municipio de Kanasín, donde una buena parte de las arterias, se encontraban completamente inundadas, por lo que con palos y telas rojas, los vecinos cerraron el paso para evitar que los vehículos quedaran varados y principalmente por el riesgo de caer en los tremendos baches que se encontraban cubiertos por el agua.

Texto: Manuel Pool

Foto: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *