La corrupción en el Tren Maya es un secreto a voces

El secretario general de la Amotac, Andrés Poot, explica que los sindicatos nacionales manipulan los contratos y pagan sueldos irrisorios 

La corrupción que ha imperado en la construcción del Tren Maya, en la que sindicatos nacionales manipulan los contratos para pagar sueldos irrisorios que afectan a diversos sectores como es el caso de los verdaderos transportistas, se ha denunciado en diversas reuniones que la Amotac ha sostenido ante funcionarios de alto nivel en la Secretaría de Economía y en la propia Secretaría de Comunicación y Transportes, donde todos han hecho oídos sordos”, declaró el secretario general de la Alianza Mexicana de Organizaciones de Transportistas en Yucatán, Andrés Poot Alonzo.

Señaló que no es un secreto, pero nadie tiene el valor de decir lo que está ocurriendo, es tiempo de unirnos para hacerlo, pero quiero dejar claro que no estoy convocando a marchas ni nada por el estilo, sino a que utilicemos las redes sociales y la tecnología para tal fin, porque todos queremos trabajar, pero con indicaciones que vienen del centro del país, se están aprovechando de las necesidades de los trabajadores transportistas de Yucatán, Campeche y Quintana Roo, lo que es un abuso de todos los que están dirigiendo las obras del Tren Maya.

Subrayó que ante esta situación en la que se ha prostituido el tema de los pagos por los servicios que son muy bajos, en estos momentos complejos hay numerosos compañeros de la agrupación que han tenido que vender sus unidades o en el mejor de los casos mantenerlas paradas, ya que no les es redituable trabajar en las obras del Tren Maya.

—Cuando se anunció que se construiría el Tren Maya, pensamos que traería beneficios para todos, pero vemos que esta generando ganancias a unos cuantos, a sindicatos que no son de la región, y no al verdadero transportista, entonces la corrupción sigue —subrayó el dirigente quien destacó que en estos momentos los camiones de carga están dedicados a mover las mercancías que por las obras que se realizan en las vías férreas no pueden llegar por ferrocarril, que sería el único beneficio que de manera indirecta que están teniendo.

—Para nosotros, los que le apostamos a la 4T y que tenemos confianza de que vendrá un cambio verdadero, es triste ver como la mala organización que se tiene en torno al proyecto del Tren maya, no este cumpliendo con su propósito, nos gustaría pensar que el Presidente desconoce que es lo que está sucediendo en realidad, y le pediríamos que no confíe en todos los que están metidos en el Tren Maya —subrayó.

Ante este panorama en el que por la pandemia el movimiento del transporte turístico está paralizado en un 95 por ciento de la flota, recalcó que una tabla de salvación ha sido contar con el transporte de personal, que está funcionado al 50 por ciento, por lo que la situación es compleja para hacer frente a los compromisos establecidos como es el pago de deudas y también el tema de los aguinaldos.

—Esperamos que la situación económica mejore hasta mediados del 2021 —dijo el entrevistado, quien aprovechó hacer un reconocimiento a la labor que en materia de seguridad se está haciendo en las carreteras yucatecas por parte de la policía estatal que junto con la Guardia Nacional, el Ejército y la Marina han logrado que prácticamente no exista el robo de vehículos, a diferencia de Quintana Roo y Campeche.

—Pero donde sí está terrible y es un riesgo constante para los transportistas es pasar por Tabasco, después de Villahermosa —explicó.

Texto: Manuel Pool Moguel

Fotos: Manuel Pool / Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *