“Las estadísticas del Covid-19 en Yucatán no son maquilladas”: Mauricio Sauri

El titular de los Servicios de Salud de Yucatán, Dr. Mauricio Sauri Vivas afirmó que las cifras de contagios y muertes por el Covid-19 que se informan todos los días son “reales y transparentes”, pues están basadas en las pruebas que se aplican entre la población, que, incluso, es 20% por encima de la media nacional.

En su comparecencia virtual ante los diputados locales, Sauri Vivas dijo que en el laboratorio estatal se han procesado 18 mil 217 pruebas, incluidas las del ISSSTE y corresponden al 70% de las pruebas que se han aplicado en Yucatán durante la pandemia. El resto lo han hecho otras instituciones nacionales y laboratorios privados.

“Son datos reales y son transparentes, principalmente los que damos todos los días y nos basamos en lo que nos reportan los hospitales públicos, que son los que enviamos a la Federación, quienes nos piden un muestreo del 10% de los pacientes hospitalizados y de los sospechosos. Estamos aplicando muestras al 20% y nos nutrimos de los call center, el chat y otros medios por el que la gente nos informa”, detalló el galeno ante los legisladores.

Estuvo acompañado por funcionarios del IMSS, ISSSTE, así como directores de los principales hospitales Covid-19 en la entidad.

De hecho, los directores del HRAE y ISSSTE Pensiones, Dr. Alfredo Medina Ocampo y Dr. Paulo Flores Salazar, respectivamente, afirmaron que su ocupación hospitalaria está arriba del 90% para los pacientes Covid, pero Sauri Vivas sostuvo que la capacidad hospitalaria todavía va en un 55%, tal como se informó el pasado jueves durante la actualización del semáforo naranja.

Otro cuestionamiento de los diputados fue sobre los medicamentos, a lo que el responsable de la salud yucateca afirmó que no tiene informes que falten medicinas, pero si eso llega a pasar estarán atentos para atender la petición.

Además, recalcó que las muertes de por lo menos 10 personas en la vía pública no significan que la capacidad de respuesta del sector salud haya colapsado, pues se sigue aceptando pacientes en los hospitales Covid-19 y ya están en funcionamiento los espacios provisionales del Siglo XX y de Valladolid.

En la larga comparecencia de casi cinco horas, los funcionarios del sector salud, tanto estatales como federales, manifestaron la situación en la que se encuentran por la pandemia del Covid-19, así como la capacidad de respuesta que han tenido en los últimos cuatro meses.

Trabajan al límite

En caso del HRAE, el Dr. Medina Ocampo dijo que, de 103 camas disponibles, 80 tienen los implementos biomédicos y personal para la atención de los pacientes, es decir, están equipadas y cuentan con el personal médico y enfermería altamente capacitados.

“El problema que tenemos, principalmente, es de personal médico y enfermería, nuestro personal ya está agotados, tenemos dos turnos y los fines de semana y todos ellos trabajan hasta el límite”, afirmó Medina.

El Dr. Flores Salazar, del hospital regional del ISSSTE Pensiones, dijo que tienen 166 camas para el Covid-19, pero de ellas 96 están en servicio, ya que tienen los servicios médicos y de personal capacitado. De ellos, 76 se mantienen ocupados y solo 20 están libres, lo que se traduce en un 97% de ocupación hospitalaria.

“Hemos liberado espacios por los pacientes que hemos trasladado al Siglo XXI, pero seguimos al límite, principalmente por la falta de personal”, advirtió.

Sobre las protestas de personal médico en ese hospital dijo que es un grupo reducido que tiene problemas con el sindicato, pero ya lo están arreglando para cubrir las necesidades de los trabajadores y puedan seguir atendiendo a los enfermos.

 Informe

Sauri Vivas rindió un informe pormenorizado de las acciones tomadas por el Gobierno del Estado de los primeros días de enero, cuando se encendieron las alarmas mundiales con el brote en Wuhan, China, a la actualidad. Entre otros temas, abordó la adquisición de equipo y la ampliación de la infraestructura necesaria para hacer frente a la pandemia.

También detalló el apoyo que el Gobierno del Estado le ha brindado a hospitales del Gobierno Federal, así como las medidas preventivas y las herramientas tecnológicas utilizadas para evitar el aumento de contagios y los efectos que causaron en Yucatán las tormentas “Amanda” y “Cristóbal”, e hizo énfasis en la responsabilidad individual de cada uno de los yucatecos para conservar su salud y la de sus familias.

Desafortunadamente, reconoció, durante las últimas semanas observamos de muchas personas un relajamiento de las medidas de higiene y prevención. “También que muchos han confundido la reactivación económica con la reactivación de su vida social”.

“Con el escenario que tenemos en estos momentos, los datos diarios muestran que, si no se reduce al máximo la vida social, la evolución de los indicadores obligarán a cerrar todos los negocios no esenciales y regresar todos a la cuarenta en nuestras casas”, dijo Sauri Vivas.

Y añadió: “Planteamos ya con claridad y máxima transparencia a los ciudadanos que este es un último llamado a tomar con seriedad una pandemia que ha causado muerte en Yucatán, en México y en el mundo. Necesitamos que la gente aplique sin excepción las medidas de prevención y restrinja totalmente la vida social. Si todos cooperamos podremos salir adelante”.

En la comparecencia participaron los diputados Paulina Aurora Viana Gómez, Víctor Merari Sánchez Roca, Rosa Adriana Díaz Lizama y Miguel Esteban Rodríguez Baqueiro (PAN), Miguel Edmundo Candila Noh, Leticia Gabriela Euán Mis y Luis Hermelindo Loeza Pacheco (Morena), María de los Milagros Romero Bastarrachea y Silvia América López Escoffié (Movimiento Ciudadano), Luis María Aguilar Castillo (Panal), Lizzete Janice Escobedo Salazar,Marcos Nicolás Rodríguez Ruz, Felipe Cervera Hernández, Martín Enrique Castillo Ruz, Lila Rosa Frías Castillo, Mirthea del Rosario Arjona Martín, Luis Enrique Borjas Romero, María Teresa Moisés Escalante, Karla Reyna Franco Blanco y Warnel May Escobar (PRI), Harry Gerardo Rodríguez Botello Fierro (PVEM), y Mario Alejandro Cuevas Mena (PRD).

También asistieron Martha Montemayor Curiel, delegada del Issste Yucatán; Alfredo Medina Ocampo, director del Hospital Regional de Alta Especialidad de la Península de Yucatán; Míriam Victoria Sánchez Castro, delegada del Imss, y Roberto Betancourt, director de la UMAE.

Acompañó a Sauri Vivas el subdirector de Salud Pública de la Secretaría de Salud de Yucatán, Isaac Hernández Fuentes.

“Con el escenario que tenemos en estos momentos, los datos diarios muestran que, si no se reduce al máximo la vida social, la evolución de los indicadores obligarán a cerrar todos los negocios no esenciales y regresar todos a la cuarenta en nuestras casas”, dijo Sauri Vivas.

Y añadió: “Planteamos ya con claridad y máxima transparencia a los ciudadanos que este es un último llamado a tomar con seriedad una pandemia que ha causado muerte en Yucatán, en México y en el mundo. Necesitamos que la gente aplique sin excepción las medidas de prevención y restrinja totalmente la vida social. Si todos cooperamos, podremos salir adelante”.

Texto: Esteban Cruz Obando

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *