Mentalidad, piedra de la ciudad sustentable

En el marco de la reunión nacional de urbanismo de la cual es sede la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady), Roberto Reyes Pérez, coordinador de la carrera del Diseño del Hábitat en la Facultad de Arquitectura, declaró que el obstáculo central para avanzar hacia las ciudades sustentables es la mentalidad.

De acuerdo con el académico, lo que se busca ahora es espacios de vida justos y equitativos, y aunque aseguró que Mérida se encuentra en ruta hacia esa meta, aún hay mucho que hacer para “cambiar el chip” a todos los sectores involucrados.

El también presidente de la Asociación Nacional de Instituciones de la Enseñanza de la Planeación Territorial, el Urbanismo y el Diseño Urbano (Anpud), estableció que Mérida, se encuentra en vías a mejoras para construir esa ciudad justa y equitativa, pero la mentalidad aún es un “obstáculo”.

—Siempre se habla de obstáculos como podrían ser las prioridades de los políticos, o de otros sectores, pero considero que el principal obstáculo que tenemos que modificar es nuestra forma de pensar. Si la ciudadanía toma conciencia de que tiene que involucrarse en la toma de decisiones, entonces daremos un gran paso a la construcción de esas mejores ciudades —dijo Reyes Pérez.

Lo anterior en el marco del XXII Congreso Nacional de la Anpud, en donde participan estudiantes profesores y especialistas de 11 universidades públicas del país y en donde Sandra Bacelis Roldán, de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) Unidad Xochimilco, señaló que el diseño urbano, territorial y el urbanismo son disciplinas sumamente importantes para disminuir las brechas sociales en materia de infraestructura, sin embargo, dijo, se deben analizar bien las propuestas y decisiones, pues también se puede contribuir a acelerar estos conflictos.

En el lugar, Martha Laura Peña Ordoñez, asesora en la Secretaría de Desarrollo Rural y Agrario (Sedatu), anticipó que ya fueron definidas las primeras 14 de las 100 ciudades del programa de recuperación de barrios, y en la península de Yucatán, el municipio de Solidaridad en Quintana Roo es el primer beneficiario.

Texto: Iván Duarte
Foto: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *