Patrones deberán proteger a sus empleados del estrés desde octubre

A poco de que entre en vigor la Norma Oficial Mexicana NOM-035-STPS-2018, las empresas deben tener presente cada una de las etapas de implementación y realizar una evaluación corporativa e individual en cada una de sus áreas, a fin de evitar riesgos en los centros de trabajo.

Dicha Norma, que entrará en vigor el 23 de octubre próximo, tiene como objetivo, identificar y prevenir factores de riesgo psicosocial, así como para promover un entorno organizacional favorable en los centros de trabajo.

Así, todas las empresas que cuenten con más de 50 empleados y que no cuiden y presenten los factores de riesgo psicosocial a que pudieran estar sujetos sus trabajadores, podrían ser sancionadas con multas de 200 mil y hasta tres millones de pesos.

La subdirectora de Estrategia de Salud Be Well de Lockton México, Annel Lozano, recordó que este año, para las empresas solamente será obligatorio cumplir con las medidas de carácter informativo y preventivo.

Lo anterior, explicó, debido a que algo muy importante en esta primera fase es que todos los colaboradores estén debidamente enterados del contenido de la norma y las acciones que deben tomar al respecto para garantizar una salud laboral equilibrada.

Para ello, toda empresa deberá crear para este año una política corporativa en la cual se deberá determinar las conductas que tiene la compañía en temas de prevención de riesgos psicosociales.

“Lo más importante es que todos los empleados tengan información de en qué consiste esta norma, cuáles son las conductas que la empresa está teniendo al respecto y sobre todo cuáles son los elementos de prevención para los factores de riesgo psicosocial, la prevención de violencia laboral y la promoción del entorno organizacional favorable”, expuso mediante un comunicado.

Además, abundó, toda compañía deberá dar difusión y promoción de esta política, a fin de compartir las medidas que se van a adoptar para las prácticas de la misma y las medidas de prevención.

Annel Lozano mencionó que también deberán identificar a los colaboradores que tuvieron algún evento traumático severo como asalto, robo, accidentes que hayan puesto en peligro su salud, temas de secuestro o incendio dentro de las instalaciones de la empresa, mediante un cuestionario breve.

Aclaró que no será sino hasta el siguiente año que las empresas deberán complementar el resto de las acciones que solicita la norma.

Texto y foto: Agencias

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *