Polémica por restricciones

Lo que está en riesgo es la vida de las personas y es lo que tenemos que poner como prioridad, resaltó Vila Dosal

“Está en riesgo la capacidad hospitalaria”, advirtió el gobernador Mauricio Vila Dosal, quien pidió a toda la ciudadanía, independientemente de su edad, actuar con responsabilidad y respetar las medidas que se han tomado ante la necesidad de reducir el número de contagios por COVID-19, que en las últimas semanas ha ido al alza.

Previamente, la mañana de ayer, la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) en Yucatán dio a conocer un comunicado en el que informó que sus agremiados no acatarán los horarios de cierre anticipado, ni tampoco reducirán su aforo, a lo que el mandatario estatal recalcó que, si no se acatan las medidas, solo se logrará que las restricciones se apliquen por más tiempo.

“A nadie nos gusta tener que retroceder, no es deseable, pero si no acatamos las medidas establecidas, más adelante será peor, ahora todos tenemos que poner nuestro máximo esfuerzo para cumplir con estas medidas, aquí lo que está en riesgo es la vida de las personas, y es lo que tenemos que poner como prioridad”, señaló Vila Dosal, dejando en claro que, como autoridad, hará las supervisiones correspondientes para que, quienes no cumplan con los protocolos y las medidas, sean acreedores a las sanciones que el decreto emitido refiera.

En torno a las recientes campañas políticas y que sin duda también fueron parte importante para que se incrementen los contagios, Vila Dosal recordó que el Poder Ejecutivo no podía intervenir en ese tipo de eventos, ni tampoco estarlos clausurando. “Para eso existen organismos autónomos que son los institutos electorales y son los que debieron de haber asumido esa responsabilidad, si lo hicieron o no la responsabilidad es de ellos, nosotros no podemos interferir con el desarrollo de las elecciones”, subrayó, al tiempo que dijo que en Yucatán hubo un acuerdo al respecto.

“Fue el organismo electoral el que quedó de reportar cualquier evento político que no respetara los protocolos. No recibimos ningún reporte del organismo electoral”, apuntó.

Tras supervisar el funcionamiento del módulo de vacunación del Centro de Convenciones Yucatán Siglo XXI, en donde se tenía programado aplicar 10 mil vacunas a personas de 40 a 49 años, el gobernador mencionó que, de acuerdo al último reporte, se contabilizaban 272 camas ocupadas, por lo que desde la semana pasada los hospitales federales, principalmente del IMSS y del Issste, ya han comenzado el proceso de reconversión para tener más disponibilidad en áreas COVID-19.

En este sentido, comentó que el hospital temporal ubicado en el Centro de Convenciones Siglo XXI está disponible y es posible habitarlo en 24 horas, pero aclaró que esto solo ocurrirá en el momento en el que la capacidad de los nosocomios formales se vea comprometida.

En su intervención, el secretario de Salud estatal, Mauricio Sauri Vivas, informó que tras los análisis realizados hasta el momento no hay más cepas de coronavirus en Yucatán que la mencionada en ocasiones anteriores.

Como se recordará, el 9 de abril pasado se confirmó un caso de la variante B.1.1.7 del COVID-19 conocida como “británica”, que aunque es mucho más contagiosa que la primera cepa, no aumenta los niveles de mortalidad.

Acompañado del coordinador estatal de Vacunación, el capitán Carlos Montes de Oca, el gobernador Vila Dosal confió en que las medidas de restricción sean temporales. “Estamos hablando de semanas porque, como ustedes han visto, hemos estado avanzando muy fuertemente en el tema de la vacunación”, expresó.

Asimismo recordó que el pasado martes se concluyó con el esquema de vacunación en los 106 municipios para adultos mayores, además de que ya se cumplió con la aplicación de la primera dosis en todos los municipios a personas de 50 a 59 años de edad, y recalcó que en 12 de esos municipios ya se tiene el esquema completo porque recibieron la vacuna Cansino, que es de una sola dosis.

Cabe mencionar que ayer comenzó la vacunación para personas de Mérida en el rango de los 40 a 49 años de edad, y que, de acuerdo al mes de nacimiento, acudirán a los módulos de vacunación del Siglo XXI y Tecnológico de Mérida para el norte de la ciudad, en el Kukulcán para el oriente, en la Canaco y en la Esay para vecinos del centro y en Villa Palmira, 11º. Batallón de Infantería y Base Aérea Militar No. 8 para el sur.

También ayer inició la vacunación a personas de 40 a 49 años de edad con vacunas Pfizer en Halachó, Tecoh, Abalá, Muna, Yaxcabá, Tinum, Tekit y Seyé.

Hoy 10 de junio, con vacunas Sinovac, inicia la jornada para el mismo rango de edad en Dzilam González, Cuzamá, Chicxulub Pueblo, Tixméuac, Sacalum, y con la Cansino de una sola dosis en Bokobá, Cansahcab, Cuncunul, Chapab, Dzan, Yobaín, Xocchel y Ucú.

Para mañana, con la Sinovac se vacunará en Dzemul, Calotmul, Tekantó, Chikindzonot, Sucilá, Dzoncauich, Tunkás, Chumayel, Uayma y Cantamayec.

Antes de finalizar, el gobernador Vila Dosal aclaró que no ha responsabilizado a los jóvenes por el aumento de casos. “Lo que he dicho es que los jóvenes son los que más se están contagiando en este momento y que es responsabilidad de todos evitar que la pandemia siga avanzando”, concluyó.

Canirac se rebela

Por su parte, el presidente de la Canirac en Yucatán, Roberto G. Cantón Barros, declaró que no van a acatar la reducción de aforos anunciada el martes por la Secretaría de Salud del Estado, como medida para evitar que sigan aumentando los ingresos hospitalarios por COVID-19 en la entidad.

A través de una rueda de prensa virtual, el líder de los restauranteros aseveró que no están de acuerdo con las medidas tomadas por el Gobierno yucateco, pues consideran que los están sancionando sin tener culpa alguna con el incremento de contagios, ya que siempre han seguido las medidas sanitarias.

Además, opinó que a pesar de que las restricciones impactan a muchos sectores económicos, los más afectados son los restaurantes, específicamente los que sirven comidas y cenas o que sobreviven solamente de cenas, ya que no les permiten ofrecer este servicio de la mejor manera o los obligan a apresurar a los clientes.

G. Cantón Barros aseguró que con su postura busca hacer que el Gobierno del Estado escuche la voz y la queja de los restauranteros para que puedan tener un acercamiento y que propongan soluciones diferentes a la implementación de las restricciones, que nuevamente no toman en cuenta la situación actual de los restaurantes, que apenas estaban recibiendo oxígeno al pasar a semáforo amarillo.

Cabe recordar que el martes por la noche la Secretaría de Salud emitió un mensaje en el que anunció la entrada en vigor, a partir de hoy, de tres nuevas medidas restrictivas para evitar un retroceso en los logros alcanzados contra la pandemia:

La primera es que regresa la restricción a la movilidad vehicular desde las 11:30 pm hasta las 5:00 am todos los días de la semana; la segunda, es que bares y centros nocturnos que operan con licencia de restaurantes ahora están suspendidos, es decir, que ya no podrán seguir laborando como hasta ahora, en horario nocturno hasta las 12:00 pm y, finalmente, los aforos de restaurantes y centros religiosos pasarán del 75 al 50 por ciento.

Texto: Manuel Pool /

Diego Cervantes

Fotos: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *