Precios de la tortilla y la masa, sin cambios

A diferencia de estados del centro del país que piden aumento a los precios de la tortilla argumentando que el costo de los insumos se incrementó por el precio del dólar, en Yucatán éste se mantiene sin cambios.

El presidente de la delegación local de la Cámara Nacional de la Industria de Producción de Masa y Tortilla, Andrés Fernando Monsiváis Rodríguez, dijo a Peninsular Punto Medio que consultaron a empresas como Maseca, si algunos de los insumos que compran en dólares afectaría al precio final de la harina.

“Nos dijeron que hasta el momento no hay cambios y que van a estar trabajando con normalidad, respetando los protocolos de la Secretaría de Salud, seguimos igual en Yucatán, no hay ahorita alza ni de materia prima, ni de insumos, ni de nada que acredite o amerite subir el precio de la tortilla”, subrayó.

El dirigente comentó que el maíz que se utiliza en el sector mayormente viene de Sinaloa y que recientemente se está utilizando el grano campechano.

“Este es el maíz que se está manejando ahorita aquí en Yucatán, aunque también se trabaja el de Estados Unidos, de momento no se requiere porque hubo mucha siembra de maíz en el país y ahora tenemos demasiado producto en el mercado, por eso no amerita subirse el precio”, explicó.
En estos momentos el promedio de venta del kilo de tortilla en Yucatán oscila entre los 18 pesos a los 20 pesos, dependiendo de la zona, mientras que la masa tiene un precio por kilo de entre los 14 pesos a los 19 pesos, de igual manera, dependiendo de la ubicación del establecimiento.

Monsivais Rodríguez dijo que en estos momentos debido a que la gente se encuentra resguardada en sus casas por previsión de contagios de Covid-19, las ventas en las tortillerías en mostrador han bajado.

“Al menos en mi caso asi ha ocurrido, sin embargo en cuestión de reparto se ha elevado, en realidad depende de cada industrial, pero no hay que perder de vista que en la entrega a domicilio hay mucha competencia desleal, porque algunos que trabajan de manera informal venden más barato, inclusive hasta al costo de producción que de de 13 a 14 pesos. Es una guerra de precios afuera”, subrayó.

De acuerdo a datos preliminares de un censo que la Cámara estaba preparando y que se interrumpió por la contingencia, resulta que de los 2 mil 100 industriales de la masa y la tortilla que se encuentran en Yucatán, se estima que el 60% está en la formalidad el restante 40% son informales.

“Habría que confirmar estos datos pero es alto el número de gente que de manera informal se dedica a vender tortillas en motocicletas, y al no pagar impuestos ni hacer frente a otros gastos bajan su costo de operación y hacen competencia desleal a los que en la formalidad, quieren salir adelante y lo hacen trabajando conforme a la ley” , comentó.

Texto y foto: Manuel Pool Moguel

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *