¿QUE HARíAS CON UN DíA MíS AL AÑO?

Me siento muy contento y así elijo estar. Este es un gran día y así es para mí. Por esta razón, agradezco nuevamente la oportunidad de compartir algo que te podrá ser de provecho en tu vida, así como es en la mía.
En estos últimos días del año, me llamó la atención una campaña publicitaria sobre qué harías si tuvieras un día extra en el año. En efecto, el 2016 será un año bisiesto por lo que tendremos “un día extra” en el año (en realidad, es un ajuste en los movimientos de rotación y translación de la tierra). Al ver la campaña publicitaria vi cómo muchas personas decían lo que harían si tuvieran un día más. Los comentarios fueron muy diversos como: “Terminaría de tejer unos calcetines que prometí”, “descansaría todo el día”, “Visitaría a mi…”. En fin, muchos deseos de cómo las personas aprovecharían si tuvieran una día más en el año.
Y si tu tuvieras un deseo que cumplir ¿Cuándo lo harías?… ¿Por qué esperar un día más o un día que este fuera de tu rutina y/o tus deberes? ¿Cuánto tiempo quieres esperar para estar con las personas que extrañas? ¿Cuánto tiempo tiene que pasar para que hagas lo que te hace feliz? Lo que no te das cuenta es que no tienes tiempo. Así como las personas en el anuncio, no te das cuenta que no tienes que tener un día extra al año para hacer lo que amas, lo que deseas, cumplir con tus sueños. Seguramente no te das cuenta porque estás corriendo en la vida sin hacer un alto y ver qué es lo que verdaderamente importa para ti. Te dejas a un lado, no te das valor, ni importancia a lo tuyo, a tu vida. Dejas que la vida te lleve y marque tu paso, en vez de tomar control y tu marcar tu propio paso. Pues al final, tal vez, no vas a tener ese día extra.
Así es, tal vez, no llegará ese día que estás esperando para hacer lo que más te llena en el corazón. Tal vez, se te acabe el tiempo antes de que tengas ese día “libre” para que hagas lo que te hace sentir feliz. No te das cuenta que nada más tienes HOY para hacer las cosas que deseas y amas. No hay mañana. El mañana nunca llegará, siempre será HOY.
No esperes al “momento adecuado” porque no lo habrá. No esperes al nuevo año para empezar lo que quieres para ti, pues tal vez, no llegues. No esperes a cambiar algo en tu vida hasta el próximo año, aunque sólo falte un día. Empieza HOY. ¿Quieres cerrar ciclos y comenzar nuevos? ¡PERFECTO! ¡Comienza HOY! Si realmente lo quieres, no esperes ¡actúa ya! Tu momento es aquí y ahora. Aprovecha que todavía tienes HOY para visitar a esa persona que extrañas, quizá no tú pero esa persona ya no esté mañana. Aprovecha para pedir perdón a quien se sienta lastimado por ti, perdona que quien te haya hecho un mal. Ve y di cuanto amas a esa persona a quien no se lo has podido decir, tal vez, sólo está esperando que se lo digas.
Aprovecha que tienes HOY y no esperes para: dejar de fumar, dejar de tomar, empezar una dieta, hacer ejercicio, ir de vacaciones a un lugar que siempre has querido ir, pintar un cuadro, mandar un ramo de flores a una persona especial, dar las gracias, decir buenos días con una sonrisa a quien sea que te cruces en la calle, ordenar tu closet y/o escritorio, tirarte en paracaídas, regalarte un día en el spa, tejer unos calcetines para alguien especial…
Tú tienes el poder de controlar tu vida… ¡Úsalo!
Luis E. Roche
Coach

Tags:

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *