SIP ve “censura” en la medida contra el corresponsal de CNN en la Casa Blanca

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) consideró hoy que la suspensión temporal de la acreditación de acceso a la Casa Blanca del corresponsal de CNN, Jim Acosta, es un acto de “censura” contrario a la libertad de prensa.

Es una “medida desproporcionada” por parte de la Casa Blanca, señaló la presidenta de la SIP, la colombiana María Elvira Domínguez, en un comunicado difundido hoy.

A Acosta se le retiró la credencial de acceso después de haber sostenido un tenso intercambio de palabras con el presidente de EE.UU., Donald Trump, después de que el mandatario visiblemente se molestara por unas preguntas del corresponsal sobre migración y la “trama rusa” en una rueda de prensa.

La Casa Blanca dijo, sin embargo, que la suspensión de Acosta se debió a cómo trató el periodista a una funcionaria que, cumpliendo una orden de Trump, trató de retirarle el micrófono.

CNN denunció que la suspensión es un acto de represalia más por parte del presidente estadounidense en contra de la cadena y otros medios de comunicación.

“Nos preocupa que ante preguntas incómodas, este tipo de medidas se tornen una norma y así se implementen en contra de más periodistas”, subrayó Domínguez, directora del diario colombiano El País de Cali.

El mexicano Roberto Rock, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP, agregó que “el clima de polarización y tensión natural que se vive durante y luego de una contienda electoral no debe ser excusa para restar importancia a la libertad de prensa ni a las preguntas incómodas que deben prevalecer en un sistema de gobierno abierto y transparente”.

Rock, editor del medio digital La Silla Rota, indicó que el restringir credenciales o tomar represalias contra el trabajo de los periodistas viola principios de libertad de expresión contenidos en la Declaración de Chapultepec y la Declaración de Principios de Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El informe sobre Estados Unidos presentado en la Asamblea General de la SIP celebrada a mediados de octubre en Salta (Argentina) subrayó el aumento de “los ataques verbales sin precedentes de Trump contra los medios de comunicación”.

La SIP, una entidad sin fines de lucro dedicada a la defensa y promoción de la libertad de prensa y de expresión en el continente americano, está compuesta por más de 1.300 publicaciones y tiene sede en Miami.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

A %d blogueros les gusta esto: