Suspensión de clases en las aulas, medida esperada

El presidente de la Asociación de Escuelas Particulares señala que en el caso de los planteles privados se podrán retomar las actividades hasta el 31 de este mes, las cuales serían en línea

El presidente de la Asociación de Escuelas Particulares, Elías Dájer Fadel, señaló que la suspensión de clases presenciales en planteles de educación básica, media superior y superior, como medida para evitar la propagación del COVID-19, es algo que se esperaba, pues los contagios y las muertes originadas por esta enfermedad siguen al alza.

“Es nuestro deber proteger la salud de los alumnos, por lo que no es momento de que regresen a las aulas, pues podrían estar expuesto a posibles contagios, y lo que se pretende evitar es que se sigan dando rebrotes de este virus”, manifestó.

Elías mencionó que, en el caso de las escuelas particulares, podrían retomar actividades hasta el 31 de agosto, y serían en línea, con excepción de las universidades que aún no tienen una fecha definida; sin embargo, el regreso a las aulas será cuando el semáforo esté en verde.

“El incremento de casos y muertes por coronavirus en la entidad son alarmantes, por lo que estábamos esperando que la Secretaria de Educación de Yucatán (Segey) anunciara la suspensión de actividades y de trámites; en nuestro caso, desde que inicio la pandemia tuvimos oportunidad de adelantar algunas preinscripciones e inscripciones en línea”, expresó el presidente de la Asociación de Escuelas Particulares.

Destacó que esta pandemia ha sido un gran reto para los maestros, pues para muchas y muchos ha sido complicado dar clases en línea, sobre todo para los que no están familiarizados con la tecnología, por lo que se han visto en la necesidad de crear estrategias para poder llegar a los alumnos y que eétos puedan mantener el nivel de aprendizaje, como si estuvieran tomando clases en los salones.

“Al llegar la pandemia a Yucatán, la suspensión de clases fue inesperada, por lo que muchos de los materiales se quedaron en las aulas y los docentes han tenido que improvisar checando los libros de texto en línea para poder trabajar con los alumnos, sobre todo los de nivel preescolar y educación básica”, subrayó Elías.

Dájer Fadel indicó que los profesores han buscado la forma de aprender a usar las plataformas y aplicaciones, pues se han visto obligados a adentrarse a la tecnología para aplicarla en el desarrollo de los conocimientos de sus alumnos, y el WhatsApp se ha convertido en la principal vía de comunicación.

Resaltó que esta crisis sanitaria, ha dejado grandes pérdidas, sobre todo al sector educativo privado, pues al menos 7 escuelas están en riesgo de cerrar y no abrir sus puertas en el siguiente ciclo escolar, debido a que muchos padres han perdido sus empleos, por lo que no tienen recursos para pagar las colegiaturas.

Ante esta situación, varias instituciones educativas de la asociación otorgaron descuentos en el pago de mensualidades en los últimos cinco meses en las comunidades escolares, lo que representó un gasto de alrededor de 80 millones de pesos que ya no se percibió en ese lapso, para tratar de apoyar a los padres de familia, algo que no ha sido suficiente.

“Lo que es una realidad es que la gente se está quedando sin trabajo, su economía es más débil ahora ya que no perciben los mismos ingresos que tenían antes de la pandemia, y al no tener recursos buscarán otra alternativa, por lo que dejarán las escuelas privadas no por gusto, sino por necesidad”, finalizó el presidente de la asociación.

Texto: Georgina Bacelis
Foto: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *