Después de la tormenta llega la calma

Por Arturo Platas

El Barcelona cae en el partido inicial de La Liga como visitante contra el Athletic Bilbao en un juego soporífero donde no se produjo nada de ambas partes y el más suertudo, debería decir “experimentado”, resolvió la justa.

No fue el mejor juego y el Barcelona parecía como los ganadores más probables a pesar de su juego con falta de creación, pero solo un lado tenía su brillante talismán para llamar.

Lionel Messi no podría haber producido nada mejor que el sublime tiro de tijera Aritz Aduriz desatado después de lanzar su cuadro de 38 años en el aire en el minuto 88.

El primer gol de la temporada en La Liga podría ser el mejor. Los campeones comienzan con una derrota pero quiero destacar, en este breve espacio que tengo, las buenas sensaciones que saqué del día.

En primer lugar, nos pudimos deshacer de Philippe Coutinho, quien completó su movimiento en forma de préstamo al Bayern Múnich 5 minutos después de que se anunció que no entró al plantel de Valverde.

En segundo, ¡Madre mía, qué jugador es Frenkie De Jong!, en una escuadra que no tenía ideas claras para salir en trazos verticales, el holandés fue el pivote que marcaba los tiempos del club blaugrana, recorrió más de 10km en todo el partido y su juego posicional evitó una derrota más amplia, definitivamente hay que cuidar a este muchacho, que ya estoy harto de jugadores que estén por decreto en el once inicial.

Y por último, la polivalencia de apostar por jugadores como Aleñá en el mediocampo y Carles Pérez como extremo, aunque Valverde jamás será recordado como el entrenador que dio paso hacia una nueva generación de jugadores, me da gusto que hoy no haya recurrido a trae a los sospechosos comunes al campo solo por su caché mediático.

En fin, no estoy feliz con el resultado de hoy, pero sí veo muchos caminos en donde el club puede desarrollarse esta temporada. Espero que las cosas no hayan sucedido de esta manera solo por la ausencia del mejor jugador de la historia.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *