Docencia, profesión devaluada

Integrantes del sector magisterial coinciden en que la profesión vive tiempos de “devaluación” que hacen más compleja la enseñanza, desde una saturada carga de exigencia en capacitación, hasta salarios privilegiados para unos cuantos y de “hambre” para la mayoría.

En este contexto, maestros esperan que la nueva modificación a la Reforma Educativa traiga con ello mejores opciones de vida a quienes ejercen esta vocación. Uno de esos incentivos es el retorno del programa Carrera Magisterial, aunque ahora con otro nombre.

De acuerdo con el diputado local por el Partido Nueva Alianza, Luis María Aguilar Castillo, hoy día hay mucho profesor que no tiene o le faltan las horas en clase para poder decir que tiene ingresos suficientes para sostenerse y sostener una familia.

“Esperamos que el anuncio que se realice en las próximas horas sea en verdad de un incremento considerable para los profesores que aspiran a tener una mejor calidad de vida.

De acuerdo con algunos tabuladores de la Secretaría de Educación del Gobierno del Estado de Yucatán (Segey) existen casos, principalmente de los profesores que recién ingresan al servicio, por contrato, de que perciben un ingreso inferior a los $7,000.00 mensuales.

Según Aguilar Castillo, “al parecer” la nueva Reforma, que parte de la cancelación de la anterior, la eliminación de la prueba “punitiva”, trae además un proceso de inventivos a los profesores basados en diversos aspectos, con lo que se retoma el concepto de Carrera Magisterial.

“Ahora este programa tendrá una operatividad casi idéntica con Carrera Magisterial, pero tendrá otro nombre”, explicó el legislador.

Por su parte, Brenda Ruz Durán, regidora y presidenta de la Comisión de Educación en la Comuna, aseguró que hoy día es “más difícil” ser profesor, con datos de que los maestros reciben ingresos ínfimos que muchas veces les obliga a realizar actividades complementarias para solventar los gastos en el hogar, como convertirse en conductor de alguna plataforma de transporte privada.

Texto: Iván Duarte
Fotos: Cortesía

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *