Sobrevivientes del cáncer infantil ofrecen testimonios de vida

A la mayoría de ellas y ellos se les diagnosticó la enfermedad desde pequeños, y ahora son adolescentes o adultos con grandes planes

Miedo, tristeza, depresión, cansancio, enojo esperanza y fe son algunos de los estados de ánimo por los que atravesaron ocho jóvenes que sobrevivieron al cáncer y que, en el marco del día del sobreviviente de esta enfermedad, que se conmemora el 17 de julio, dieron testimonio de su lucha y de cómo vivieron este proceso durante un convivio organizado por la Asociación Mexicana de Ayuda a Niños con Cáncer (Amanc).

Durante su relato, la mayoría de ellas y ellos comentó que esta enfermedad se les diagnosticó desde niñas y niños, por lo que ahora algunos ya son adolescentes, y otros adultos, quienes incluso en el caso de las mujeres ya son mamás.

Gran parte de ellas y ellos padecieron leucemia linfoblástica aguda, que es la más frecuente en la infancia, y en el caso de las mujeres cáncer de ovario, del cual lograron recuperarse gracias a la quimioterapia, al apoyo de su familia y de esta agrupación.

María de Jesús Pech Cetina, a quien se le diagnosticó esta enfermedad a los 8 años, señaló que cuando se lo detectaron sólo le daban cuatro meses de vida; sin embargo, gracias a que la valoraron especialistas de hospitales privados, se pudo operar y recibir el tratamiento adecuado.

Yo estoy viva gracias a Dios, a pesar de mi pronóstico, pues en el 2015 los médicos me dijeron que no había rastro de cáncer en mi cuerpo, desde eso, vivo cada día como si fuera el último, actualmente estoy casada y anhelo formar una familia”, expuso.

Indicó que a pesar de que el cáncer se relaciona con la muerte, ellas y ellos son un claro ejemplo de que se puede superar esta enfermedad, ya que si se detecta a tiempo es curable, es por eso que es importante conocer los síntomas y prevenirla.

A su vez, Dariana Chunab Mosqueda informó que en el 2013 cuando tenía 11 años le detectaron un tumor maligno en el ovario izquierdo, por lo que le recetaron 4 quimioterapias. Sin embargo, volvió a recaer, por lo que fue operada por segunda ocasión, luego le aplicaron cinco quimioterapias, y fue que en el 2013 le dieron de alta.

“Hace unos días, el 2 de julio, me dieron de alta de manera definitiva y puedo definirme como una mujer feliz plena, rodeada del amor de mi familia, estoy estudiando una carrera que me apasiona que es la de cirujano dentista en la Uady, por lo que doy gracias por estar aquí”, afirmó.

A su vez, José Pablo Martínez Martínez dijo que ser sobreviniente es no dejarse vencer ante las adversidades que se presentan en la vida, pues hay que ser positivos y valorar la vida y la salud.

“Yo desde pequeño padecí leucemia linfoblástica aguda, y todo este proceso fue muy doloroso,  pero siempre estuvo mi familia para apoyarme, y muchos parientes y doctores me decían que el estado de ánimo ayuda en la recuperación, por lo que durante todo este proceso yo traté de vivirlo lo más tranquilo posible y con toda la actitud”, detalló.

Como parte de esta campaña para prevenir el cáncer infantil, la asociación estará visitando diversas colonias, establecimientos y municipios para colocar carteles con información de los signos y síntomas para detectarla y facilitar su detección temprana.

“Si tienes un negocio y te gustaría tener un cartel, nos lo pueden solicitar a través de la página de Facebook, pues es importante que este mensaje llegue a todos los lugares, ya que el 80 por ciento de los infantes logra recuperarse cuando se le detecta esta enfermedad a tiempo”, finalizó Marissa Goff Rodríguez, directora general de Amanc.

Texto y fotos: Georgina Bacelis

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *