Suárez y Messi salvan al Barcelona del Inter

El Barcelona se salvó en un partido en el que nadie daba un peso por él tras lo visto hasta el descanso. El Inter se adelantó a los dos minutos con un gol de Lautaro y se estaba paseando por el Camp Nou hasta que despertó Luis Suárez y sacó su gen goleador para darle la vuelta al choque. Una volea tras servicio de Arturo Vidal y un remate de cerca tras gran jugada de Messi llevaron el delirio a una grada que estaba pitándoles en la primera mitad. Tres puntos decisivos para ver con más tranquilidad los próximos partidos.

Cuando te mides a un equipo italiano como local lo peor que te puede pasar es que se pongan por delante en el marcador. Y aquí si que no tuvo suerte el Barcelona, ya que el Inter se adelantó en su primera llegada. Lautaro Martínez, vaya partido el suyo, se aprovechó de un error de Piqué y yéndose en velocidad de Lenglet cruzó ante Ter Stegen para enmudecer el Camp Nou a los dos minutos.

Conte le ganó la partida a Valverde desde el inicio con una presión alta e individual sobre la salida del balón azulgrana que inutilizó el centro del campo local. Además, salía de la presión azulgrana con suma facilidad y creaba peligrosísimas contras que dejaron corto el 0-1 del descanso.

Se esperaban cambios tras el descanso. El Barcelona estaba contra las cuerdas y no le quedaba otra. Y el cambio fue Arturo Vidal por Busquet, músculo por creación. Y el cambio, pese a lo sorprendente, fue un acierto ya que el chileno asistió en el 57’ para que Luis Suárez empatara el partido con una volea impecable.

Partido nuevo con media hora por delante y con un Barcelona crecido tras el gol que obligó a replegarse al Inter. Valverde quiso aprovechar la buena ola y sacó a Dembélé por Griezmann buscanso más profundidad. Y Ousmane tuvo una buena opción nada más salir dando razón al Txingurri con el cambio.

El Inter no era ni de lejos el de la primera parte y Conte también tiró de banquillo. Salieron Gagliardini y D’Ambrosio para intentar recomponer la situación. Con el paso de los minutos el cansancio hizo mella en ambos equipos pero un jugador estaba con ganas de demostrar que está de vuelta. Y ese no es otro que Leo Messi que en el minuto 84 se sacó de la manga una jugada de las suyas para sentenciar el partido. Se fue de tres rivales, recortó a Brozovic, y dejó después el balón en los pies de Luis Suárez para que este tras un buen control adelantado fusilara a Handanovic y salvara al FC Barcelona.

Texto y fotos: El Universal / Agencias

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *